© 2017 por GoMind.

Please reload

Recent Posts

I'm busy working on my blog posts. Watch this space!

Please reload

La Presión, quién la genera?

November 7, 2017

 

Último juego del campeonato. Primer juego del campeonato. Primera entrevista laboral. Primera presentación a la Junta Directiva. Primer día de clases. La prensa que exige resultados. Mi familia que me impone cosas. Y podríamos seguir enumerando miles de situaciones que podrían generarnos eso que llamamos presión. Pero, será que esa sensación es universal, es decir, todos los que pasan por esas situaciones sienten lo mismo? 

 

Para desarrollar lo anterior, primero definamos que es "Presión" o sentirse "presionado".

Si nos vamos al diccionario de la RAE, de define como "Fuerza que ejerce un gas, un líquido o un sólido sobre una superficie". Ahora, si nos enfocamos en una definición basada en el ámbito deportivo, el reconocido psicólogo deportivo Marcelo Roffé (2003), la define como "exigirle al otro más de lo que puede dar".  A esa definición, yo le agregaría: "más de lo que cree que puede dar". Explico. 

 

Si tomamos en cuenta todas las definiciones anteriores, vemos que en definitiva la Presión es una fuerza, energía, poder que es ejercida o exigida sobre nosotros, y que genera sensaciones negativas, fundamentalmente de inseguridad. 

 

Existen factores externos, ajenos a mí, que podrían estarme generando esta sensación. Por ejemplo la prensa, mi jefe o mi trabajo, mi familia, mi pareja, una competición específica, un rival específico, entre muchas otras. Por otro lado, existen factores internos también, por ejemplo: "tengo que ganar", "si pierdo soy el peor del mundo", "que van a pensar si no lo hago bien", "no estoy preparado para hacerlo". 

Le pasa a todos: Cuando Messi logra ganar absolutamente todo con el Barcelona, desplegando un rendimiento claramente superior a cualquiera, y no logra hacerlo con su Selección, podría tratarse de un problema de auto-presión. 

 

 

Un ejemplo claro: Si sos profesional en finanzas, y mañana te piden dar una presentación sobre la situación financiera de tu empresa, un tema que manejas mejor que cualquier otro, ¿sentirías "presión", a tal punto de sudar, temblar, pensar: "no estoy preparado, no se nada del tema, que pasa si no lo hago bien, etc etc"? La respuesta probablemente sea NO, las "mariposas" comunes que siempre tenemos cuando tenemos un reto por delante (ansiedad positiva, la que me mueve a hacer las cosas), nada más. Ahora, si sos profesional en artes plásticas, y te piden dar esa misma presentación, probablemente tengas mucha más presión, tu sensación sea mucho peor, y llegues al punto de abandonar la tarea. Se percibe la situación como una "amenaza" y no como un "desafío". Por otro lado, la consecuencia negativa del resultado, es percibida como más fuerte que la consecuencia positiva.

 

La presión, es una sensación autogenerada, un conjunto de ideas negativas sobre mis propias capacidades para resolver alguna situación o exigencia específica. Es por eso, que la autoconfianza y la seguridad sobre mis capacidades, es el principal antídoto contra la presión. Si yo tengo la seguridad que tengo lo necesario para hacerle frente a dicha situación, tengo confianza en mí mismo, en mi preparación y conocimiento, y que puedo hacerlo (no lo creo... lo sé: Ver artículo sobre este tema!), no tendré miedos, ansiedades, ni se generará esa sensación tan negativa de presión. Dejemos de darle importancia a aspectos externos, enfoquémonos más en nuestras propias capacidades, aprendamos en qué somos buenos, y en qué podemos mejorar para ser aún mejores. 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Featured Posts